La Cátedra revisa las políticas de migración con expertos y responsables legislativos

Versión para impresiónSend by emailVersión PDF
Logroño, 27 de Abril de 2015

La Cátedra aborda el fenómeno de los flujos migratorios en una mesa con expertos del Derecho Internacional, responsables legislativos y el tercer sector.

Manzanos, Urrea, Escobar y Fernández, en un momento de la mesa redonda
 
 
Para abordar la actualidad más inmediata y revisar las políticas públicas en materia de inmigración, la Cátedra Unesco hemos organizado  la mesa redonda 'Un reto de país: construcción y promoción de la ciudadanía migrante'.
 
Para este análisis, hemos contado con la participación de expertos del Derecho Internacional, responsables públicos y la sociedad civil, a través del Tercer Sector.
 
En la mesa redonda han intervenido:
  • Mariola Urrea Corres, secretaria general y profesora de Derecho Internacional Público de la UR;
  • Conrado Escobar Lasheras, portavoz de la Comisión de Interior del Congreso de los Diputados;
  • Isabel Manzanos Martínez, responsable del Área de Extranjeros de Cruz Roja en La Rioja;
  • y Alberto Fernández Ruidíaz, abogado y periodista.
El inexorable ritmo de aumento de la migración propone nuevos desafíos los gobiernos quienes deben hacer un mayor esfuerzo en la gestión de la migración y realizar asignaciones de manera sistemática de recursos financieros y humanos adecuados.
 
Lo anterior, a fin de asegurar que ellos mismos y los migrantes puedan cosechar los frutos del pleno potencial de la migración en el futuro.
 
Las personas migrantes sufren la vulnerabilidad de estar fuera de su país. A menudo son víctimas de extorsión, violencia, discrimación y marginalidad.
 
La construcción y promoción de la ciudadanía migrante parte del reconocimiento de la titularidad de derechos de los actores de los flujos migratorios e inmediatamente, descansa sobre las instituciones la obligación de garantizar sus derechos.
 
Todo ello a fin de reducir la xenofobia y promover la migración como una herramienta contra la pobreza y un motor del desarrollo más incluyente y sostenible.
 
El fenómeno creciente de la migración sólo puede abordarse desde políticas integradoras y no sectoriales.